Luego de lucirse en el arco de Rentistas en el empate ante Nacional y en la previa del partido ante Cerrito, el arquero Nicolás Rossi conversó con Salimo’.

El guardameta de Rentistas se refirió a la confianza que le dio el nuevo entrenador, Diego Jaume: “Hay que empezar por que son dos técnicos diferentes, Martín (Varini) y Diego. Jaume me dio la confianza del principio, al llegar nos juntó con el “Mono” y nos dijo están ambos en un buen nivel pero que iba arrancar de un principio conmigo en el arco. Me dio la confianza y eso creo que es un plus. En mi caso venía sin tener minutos, es algo que lo frustra a uno. El equipo está convencido y estamos teniendo un poco más de fortuna a la hora de defender y a la hora de atacar el área rival”.

El arquero fue consultado sobre el penal repetido en tres oportunidades: “Se vivió un momento muy atípico, demasiado raro. No es habitual patear tantas veces un penal, ahora con el tema del VAR es más complicado, pero las reglas son las reglas y hay que cumplirlas. Te da rabia e impotencia porque no se ataja dos penales seguidos todos los días, y que hagan patear un tercero te calienta un poco. Viéndolo más tranquilo y con cabeza fría, se hizo lo que había que hacer en ese preciso momento”.

Luego continuó explicando cómo vivió el duelo ante Nacional: “Partido muy duro, lo que tenía que hacer lo hice. Jugué mi partido. Sabíamos que iba a ser un partido largo. En línea generales, todo el equipo se plantó de gran manera, cada uno dio su máximo”.

Consultado sobre sus compañeros y el equipo, expresó: “El grupo está fuerte, se siente bien. Estos siete puntos de nueve que logramos es un plus extra, obviamente que siempre es más fácil corregir ganando, pero el equipo se siente bien y los resultados por suerte se nos están dando. Estamos teniendo más chances, con más fortuna en ambas áreas. No me quiero olvidar el gran trabajo que hizo Diego (Varini), todo eso acompañado por cada trabajo individual que ayuda mucho a seguir como estamos”.

Nicolás nos contó también los objetivos de Rentistas: “Lo primero es salvarnos del descenso. Los rivales que tenemos cerca nuestro y nos toca enfrentarnos son duros y directos. Lo importante es no perder la pisada, no perder puntos es fundamental. Después más adelante con el correr de los partidos, según como estemos en la tabla, iremos sabiendo que metas vamos a tener a corto plazo. Ir paso a paso es lo correcto”.

En la próxima fecha se vivirá una fiesta para Rentistas y Cerrito, un clásico. Sobre este duelo, manifestó: “Es un partido especial, es un clásico. No se le dará tanta importancia como Peñarol-Nacional, pero nosotros lo vemos como tal, al igual que la dirigencia. Los hinchas de Rentistas lo viven como un clásico. Lo estamos disfrutando, no queda duda que vamos a salir a jugarlo tal cual lo es. Vamos a salir a dar el 100% como siempre lo venimos haciendo, más que un clásico es una final. También hay cosas importantes porque se juega un descenso contra un rival directo. Vamos a salir a dar lo mejor de cada uno para poder llevarnos los puntos que es lo importante”.

Para terminar, Sobre su situación física, contó: “En el primer momento que le atajo el penal a Gonzalo Bergessio, la pelota me da un golpe muy fuerte en la punta del pie. Me molestó para todo el resto del partido, por suerte pude seguir y me condicioné en el momento, pero ya estoy mejor. Estoy haciendo los trabajos que tengo que hacer para recuperar y llegar de la mejor manera al partido frente a Cerrito, que es un partidazo”.

octubre 27, 2021

“Más que un clásico, es una final”

[…]
julio 6, 2021

“El barrio se lo merece”

[…]
abril 1, 2021

“Fue el partido de mi vida”

[…]