Hebraica Macabi derrotó sin mayores complicaciones a Deportivo Paysandú y, tras el encuentro, charlamos con Maite Claudio, quien tuvo sus primeros minutos en el torneo y los aprovechó de gran forma.

ESTADÍSTICAS PERSONALES

6 puntos (3/5 TC), 1 rebote y 2 asistencias en 7:01 minutos.

CALIFICACIÓN SALIMO’

3/5

Sobre el abierto trámite del encuentro y lo que eso les permite, comentó: “Estos partidos nos sirven mucho como equipo, para mejorar o emprolijar algunas cosas. Podemos fluir bien a nivel colectivo y también tenemos la chance de destacar un poco más en lo individual”.

Respecto a la evolución del equipo a lo largo del certamen, opinó: “Creo que cada vez estamos mejor, creciendo como equipo tanto dentro como fuera de la cancha. Tratamos de ganar todos los partidos, pero lo indiscutible es dar siempre el cien por ciento. Cada jugadora que entra intenta dar lo mejor de sí, y eso es muy importante”.

“Hay un ambiente muy lindo en el equipo, nos llevamos muy bien entre todas y cada vez somos más unidas afuera de la cancha, eso nos aporta muchas cosas positivas a la hora de jugar”, agregó la joven talense.

En cuanto a su situación personal con el equipo, confesó: “Por suerte me estoy sintiendo muy bien, al principio me costó un poco, pero ya estoy bastante confiada. Todos los días aprendo muchísimo de las jugadoras con más experiencia, te enseñan cosas que siempre suman, y tener al lado a algunas como Vico (Pereyra) o Daiana (Cartro) nos sirve muchísimo a todas, don un gran ejemplo”.

“Nosotras tenemos el objetivo claro, queremos terminar primeras en el grupo y después llegar a definir el campeonato. Obviamente hay equipos muy fuertes, con grandes jugadoras, pero creo que si todas estamos enfocadas en lo mismo vamos a lograrlo”, concluyó.

Maite es una gran jugadora, tiene muy buenos fundamentos y en defensa es muy intensa. Nos ayuda muchísimo en los entrenamientos y cuando le toca jugar con mayores lo hace de buena manera, ayudando y aportando al equipo. Es una de las más chica en el plantel y para nosotras contar con ella es muy importante, entiende el juego, hace lo que se le pide y siempre está dispuesta a escuchar lo que las más grandes le decimos. Sin dudas que es una de las U19 que va a dar de que hablar en un tiempo.

Daiana Cartro, compañera

De Tala soy

Saliendo un poco de la cancha y hablando de lo que ocurre fuera, contó: “Soy de Tala, y la verdad que se me complica para venir a entrenar todos los días, generalmente vengo (a Montevideo) dos o tres veces por semana, cuando me puedo hacer lugar entre los estudios y demás. Trato de estar lo más presente posible, pero siempre tengo que estar faltando a alguna práctica”.

“Desde chica juego en el Centro Social Tala, y cada vez que no puedo venir a Hebraica me quedó a entrenar ahí con los varones, pero los días que puedo venir es totalmente diferente, porque entrenar con mujeres es muy diferente. Trato de adaptarme, pero estoy muy acostumbrada a entrenar con los varones siempre, lo que también me sirve mucho para mejorar mi nivel”, continuó diciendo.

A lo que agregó: “Es totalmente cierto que entrenar con varones te ayuda un montón para después jugar en femenino. Sobre todo a nivel físico, por temas de fuerza, velocidad y potencia, pero de alguna manera siempre te aporta en todo sentido. Los gurises a partir de los doce o trece años se van desarrollando y lo hace muy diferente”.

¿Por qué ella?

El abierto trámite del encuentro le permitió a las más chicas tener sus minutos dentro del rectángulo y, en su cas, realizar su debut en primera división.

Aprovechó los minutos al máximo, y realmente no parecía tratarse de una debutante en el torneo, ni cerca. Su intensidad, movimientos y efectividad valieron para que la destaquemos dentro del gran partido que jugó el macabeo ante Deportivo Paysandú.

octubre 27, 2020

“Queremos llegar a definir el campeonato”

[…]