Entrando muy bien desde el banco y poniendo un triple fundamental, Federico Carrancio fue clave en la victoria de Bohemios en el reencuentro con su público. Con él charlamos.

El albimarrón debió esperar nada más que a la segunda fecha para festejar y así lo vio el número 7: “Era muy importante ganar, después de lo que fue la caída ante un rival muy difícil como Reducto, pero principalmente por lo que significaba la vuelta a nuestra cancha y con nuestra gente”.

En base a eso gravitó todo: Volver a casa luego de tres años y darle una alegría a la gente. Para Fede, no fue un partido más y lo sintió en la cancha: “Como jugador que no soy oriundo del club y me integré ahora, es super emocionante. Me tocó cerrar el partido viendo a la gente alentando y festejando, es erizante”.

No solo los vio festejar, sino que los puso a festejar con una bomba que puso desde la esquina y que entró con suspenso: “Me quedó, dudé una vez, pero me la tiré. No sé si los astros se alinearon o qué, pero tuve suerte y entró”, relató el perimetral sobre esa jugada que les dio el triunfo en un partido en el que ninguno de los dos defendió: Sin duda es algo que tenemos que corregir. 91 puntos es demasiado. Deberíamos repetir la defensa que tuvimos contra Reducto, que terminan alrededor de los 70 puntos y eso es positivo”.

Al finalizar, Carrancio expresó los objetivos para esta temporada: “Ser competitivos ante todos y en lo personal, me gustaría entrar entre los primeros ocho para ir con ventaja deportiva y pelear los Playoffs. Son esenciales en cada partido, hoy me tocó erizarme con la hinchada, son necesarios”.

octubre 26, 2021

“Fue erizante ver a la gente festejando”

[…]