Bohemios avanzó a la Ronda Título con el 2° lugar del grupo tras derrotar a Capurro y, una vez finalizado el encuentro, charlamos con Carolina Curbelo, importante figura que tuvo el albimarrón desde el banco.

ESTADÍSTICAS PERSONALES

7 puntos (3/7 TC), 8 rebotes, 3 asistencias, 4 robos y 1 tapón en 19:57 minutos.

CALIFICACIÓN SALIMO’

3/5

Sobre el amplio triunfo y sus claves, comentó: “Creo que fue muy importante defender duro durante los cuarenta minutos. Jugamos sin mirar la remera del otro equipo, porque nosotros respetamos a todos por igual. Nos lo tomamos con la misma seriedad de siempre y así pudimos sacarlo adelante”.

Respecto a la Ronda Título que se aproxima y la manera en la que la afrontará, contó: “En Bohemios los objetivos siempre son altos, pero los demás equipos quieren lo mismo, entonces vamos a salir a proponer nuestro juego, intentar meter a los demás en el ritmo que marcamos con nuestra intensidad y defender fuerte todo el partido, eso es primordial, la que no defienda se va a tener que sentar, porque vamos a ser un equipo muy defensivo, y adelante tenemos grandes jugadoras, así que se va a resolver solo mientras defendamos de buena manera”.

Por otro lado, en cuanto a la preparación y la evolución del equipo, opinó: “Al principio fue medio complicado, porque hubo un parate bastante largo y el equipo era relativamente nuevo, tanto por el entrenador como por el cambio de jugadoras que sufrimos, con las que se fueron y otras que vinieron, pero por suerte nos adaptamos bien. Somos todas amigas y creo que eso fue importante para construir este lindo equipo que estamos construyendo, y con el que pensamos seguir hasta la fase que viene”.

Metiéndose en lo personal, explicó: “Este año es el primero que estoy jugando abierta, entonces me está costando un poco más y eso conlleva perder minutos en cancha que quizás antes tenía, pero estoy aprendiendo, y hoy día mi rol capaz que va más en lo defensivo que en el ofensivo, pero de a poco voy acomodándome y mejorando en este nuevo rol”.

“No tenemos un objetivo fijo, obviamente nos gustaría ser campeonas como a todas, pero primero hay que disfrutar del proceso, ir partido a partido, y después ya veremos qué podemos llegar a lograr”, concluyó.

Caro es, primero, una chica encantadora. Respetuosa y sana. Llena al equipo de buena energía.  En cuanto al juego, está cambiando su rol, ya que jugó siempre de cinco, donde no tenía ninguna proyección como jugadora profesional. Ella aprendía jugadas pero no aprendía el juego.
Este año la abrimos a perimetral y está en esa transformación que naturalmente le está haciendo el camino más complejo pero que si logramos ver detrás de la roca, es lo que ella necesita a futuro.
Todo cambio lleva un tiempo de adaptación, ella está en ese tiempo. Es muy atlética y fuerte para el básquet femenino, si logra mejorar su juego técnico y el rigor atencional durante el juego seguramente en unos años sea de las jugadoras que dominan esta liga.
Todo depende de ella y que su deseo de crecer siga encendido y tenga paciencia. Hoy, tiene un rol muy específico en el equipo que es defender y ser correcta tácticamente, pero detrás de eso estamos trabajando en el objetivo principal que se convierta en una jugadora de élite de acá a unos años. Tiene con qué….

Matías Gallo, entrenador

Entre parciales y la naranja

Llegan estas fechas y el liceo se suele volver un problema, por lo que dijo: “Estoy cursando el último año y la vengo llevando bien, la verdad que no me ha complicado taaanto por el momento, pero ahora se vienen los parciales finales y también los playoffs, entonces se me va a complicar un poco más, pero hay que hacerse tiempo para todo. Por suerte la vengo llevando bastante bien”.

“Llego de entrenar a las nueve de la noche y me tengo que poner a leer, ir en el ómnibus estudiando también, porque soy de El Pinar y tengo más de una hora de viaje hasta el club, así que ahí tengo tiempo para meterle. En cualquier lado que puedo debo aprovechar para hacer cosas del liceo, porque sino no llego (risas)”, continuó diciendo.

“Mis compañeros del liceo me re bancan y tratan de ayudarme en lo que sea, porque son conscientes de lo que hago y les re copa por suerte, así que su ayuda es muy importante para mí”, concluyó.

¿Por qué ella?

Aprovechó casi a la perfección cada minuto que tuvo dentro del rectángulo, defendiendo con mucha inteligencia en intensidad, pero también siendo efectiva en el costado ofensivo, lo que le dio variantes de gol a su equipo durante todo el encuentro.

Pese a estar haciendo sus primeras armas como perimetral, de a poco se va notando una grata evolución en su juego y movimientos. En Bohemios entendieron que meter jugadores abajo del aro no es el camino, y solo que aplaudir.

noviembre 10, 2020

“La que no defienda se va a tener que sentar”

[…]