Anthony Johnson volverá a nuestro medio a un equipo que ya ha sabido defender en el pasado.

El interno de 33 años y 2.03 metros volverá a nuestro país el cual ya conoce muy bien, debido a que ha jugado en reiteradas oportunidades. Su primer llegada fue en 2012 cuando disputó el Metropolitano.

Tras su buen paso con las Alas Negras se dio su primera etapa en Biguá, en la LUB 2012/13 donde en 20 partidos aportó 23.3 puntos, 11.7 rebotes, 1.2 asistencias, 1.9 robos y 1.4 tapas en 37.1 minutos.

Tras eso volvió para jugar la Liga 2013/14 y 2014/15 con Atenas, disputando en medio un Metropolitano con Welcome, el 2014.

Para la Liga 2015/16 retorna al Pato de Villa Biarritz donde en un total de 12 encuentros disputados tuvo promedios de 20.3 puntos, 10.5 rebotes, 2.4 asistencias, 2.3 robos y 1.4 tapas en 36.5 minutos por juego. 

Luego disputó el Metro 2015 con Nacional para después pasar varios años sin volver a nuestro básquetbol. 

Su retorno se dio en la LUB 2018/19 donde se calzó la casaca de Defensor Sporting. En el fusionado completó 24 encuentros aportando 18 puntos, 7.9 rebotes, 1.8 asistencias, 1.7 recuperos y 0.7 tapas en 29.7 minutos.

Lo último que registra el norteamericano es Corinthians donde en un total de 25 partidos aportó 4.8 puntos y 3.6 rebotes en 12.5 minutos por juego.

En principio Johnson llegará para disputar la LUB hasta mediados de diciembre, que es cuando Rudd estaría llegando, y la BCLA en la cual el Pato contará con sus cuatro foráneos.

Sin embargo no se descarta la posibilidad de que siga él en la LUB y no João Vitor França como en un principio se esperaba, todo dependerá del nivel mostrado por uno y otro.

Anthony se suma a Donald Sims y João Vitor França como los extranjeros que empezarán la LUB además de Victor Rudd, quien llegará tras su paso por Puerto Rico. 

Aparte el equipo dirigido por Diego Cal cuenta con Santiago Vidal, Alex López, Diego Pena, Iván Loriente y Martín Rojas como fichas además de Hernán Álvarez y Nicolás Andreoli como Sub 23.

octubre 19, 2021

Hola, ¿me extrañaron?

[…]