En dialogo con Básquetbol Con Pasión (1130am) Pablo López habló de la formación de jugadores y de la necesidad, así como chances de una liga nacional.

En un Metro que se aproxima y en el que el playero tiene muchos jugadores defendiendo distintos clubes, el entrenador se refirió al torneo: “Lo miro con mucha atención. Soy de los entrenadores que va a la cancha, que me gusta presenciar los partidos de los jugadores que dirigimos. La mayoría de ellos cuando no entrenan con su equipo a la mañana vienen a Malvín a trabajar su tecnificación y toma de decisiones, entonces eso nos permite tener una proyección de lo que el jugador necesita para estar en Malvín”,

Aunque muy positivo seguir sumando minutos y competencia, Pablo dejó su pensamiento al respecto desde su punto de vista, del club, y la responsabilidad que cada chico debe asumir: “A nivel colectivo perjudica ampliamente, porque un equipo no se puede preparar con poco tiempo y sin los jugadores que van a participar. A nivel institucional, a los chicos les sirve el poder ir a jugar a un nivel inferior para empezar a tomar roles y mayor importancia en los equipos. De todas formas, considero que esa competencia es nula si el jugador no asume que necesita mejorar para poder jugar en su equipo de primera división”.

“Es imprescindible entrenar en las mañanas y extra para continuar mejorando. Una de las cosas que distinguen a los deportistas de alto rendimiento es su capacidad de entrenamiento y sacrificio, y su mejora continua. Si pretenden jugar solo a nivel de Metro, que entrenen una vez por día está bien, pero si apuntan a más tiene que vivir y comportarse como deportistas”, continuó afirmando, haciendo énfasis en la profesionalización de cada joven, y que el hecho de estar en un torneo de nivel menor no haga que aflojen.

También hubo tiempo para referirse al proyecto que ANEBU entregó e hizo en conjunto con otros gremios, y habló de la chance de un torneo nacional: “Todos estamos en la misma página, el tema es poder hacerlo. No es solo saberlo sino ejecutarlo. Hoy nos estamos perdiendo a todo el interior que en lo que es básquetbol profesional es fundamental, así como tener una liga nacional autentica y que convoque a todos los uruguayos”.

Es real que muchas veces el impedimento es el doble trabajo de varios jugadores que impiden los viajes o más de un entrenamiento diario. Sobre esto manifestó: “Ahí está el paso a la profesionalización. Si yo voy a contratar a un jugador que no puede viajar, o que para hacerlo me pide un dinero que no estoy dispuesto a pagar de acuerdo a su rendimiento, elegiré otro. A mi me parece que el principal problema que tenemos es la gestión, que nadie quiere dar el paso al profesionalismo, solo algunos entrenadores o jugadores. Pero nadie quiere avanzar porque eso requiere muchos cambios y una reestructura”.

López también fue crítico a la hora de hablar de planes de trabajo y objetivos, aclarando que para él cada club está para cosas distintas y poder reconocerlo permite dedicarse más a la profesionalización. También comentó sobre el sistema de competencia que tenemos y el pasaje de formativas a mayores: “Es tener un grado de honestidad. Hay equipos amateur que juegan ligas no profesionales, hay clubes que están para jugar torneos de formativas, inclusive sub 23, hay otros que están para competencias mayores pero a nivel amateur, entrenando una vez por día, y hay otros que están para ser profesionales. El tema es que no hay un segundo escalón, los chicos salen de juveniles y caen en un abismo, y los que no están prontos lamentablemente no son contenidos por muchos clubes, y el sistema los expulsa”.

En cuanto a la posibilidad de una Liga Nacional fue incisivo: “Todos sabemos cómo hacerlo, está claro y no hay que presentar ningún proyecto, el tema es que no hemos podido gestionarlo para que salga eficientemente, como ocurrió en el pasado. No hay muchos misterios, el problema es cómo lo gestionamos, cuando digo nosotros es todas las personas de básquet, no hablo de la Federación solamente”.

Al final, sentenció hablando de los proyectos y procesos a través del tiempo: “Los procesos son siempre progresivos, siempre es ir un escalón más a la vez para llegar y no caer. Uno habla con el ejemplo y no con la voz, digo lo que se hace acá en Malvín”.

agosto 2, 2020

“Uno habla con el ejemplo y no con la voz”

[…]
julio 8, 2020

“Las obras contribuirán a nuestra identificación con el barrio”

[…]
julio 1, 2020

Se convierte en Diablo Rojo

[…]
junio 30, 2020

López con posibilidades de salida

[…]